Alvesco 160 microgramos/inhalacion solucion para inhalacion en envase a presion

  Medicamentos

0 comentarios

A√Īadido el 20 de abril de 2018

Principios activos:
Ciclesonida

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Tabla de contenidos

1. Qué es alvesco y para qué se utiliza
2. Qué necesita saber antes de empezar a usar alvesco
3. Cómo usar alvesco
4. Posibles efectos adversos
5. Conservación de alvesco

Fuente del texto y de las im√°genes: Agencia Espa√Īola de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS)

Prospecto: información para el usuario
 
Alvesco 160 microgramos/inhalación, solución para inhalación en envase a presión
 
Ciclesonida
Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a usar el medicamento, porque contiene información importante para usted.
 

Conserve este prospecto, ya que puede tener que volver a leerlo.
Si tiene alguna duda, consulte a su médico o farmacéutico.
Este medicamento se le ha recetado solamente a usted y no debe dárselo a otras personas, aunque tengan los mismos síntomas, ya que puede perjudicarles.
Si experimenta efectos adversos, consulte a su médico, farmacéutico o enfermero, incluso si se trata de efectos adversos que no aparecen en este prospecto. Ver sección 4.
(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Contenido del prospecto
1.   Qué es Alvesco y para qué se utiliza
2.   Qué necesita saber antes de empezar a usar Alvesco
3.   Cómo usar Alvesco
4.   Posibles efectos adversos
5.   Conservación de Alvesco
6.   Contenido del envase e información adicional

1. Qué es Alvesco y para qué se utiliza

¬ŅQu√© es Alvesco?
Alvesco es un aerosol transparente e incoloro para ser inhalado por la boca hasta los pulmones. Es un medicamento preventivo (corticosteroide) que debe tomarse a diario y que sólo es activo cuando se inhala hasta los pulmones.
La sustancia activa en este medicamento es la Ciclesonida (Para consultar otros componentes ver sección 6).
 
¬ŅPara qu√© se utiliza Alvesco?
Este medicamento se prescribe para controlar el asma persistente en adultos y adolescentes de 12 a√Īos en adelante.
 
Le ayuda a respirar mejor, disminuyendo los síntomas del asma y la probabilidad de sufrir una crisis asmática. El efecto del medicamento se potencia con el tiempo y, por este motivo, debe tomarse a diario, incluso cuando se sienta bien.
 
Este medicamento no es adecuado para las crisis de asma. Utilice su inhalador de rescate para aliviar r√°pidamente estas crisis.
 

2. Qué necesita saber antes de empezar a usar Alvesco

No use Alvesco
si es alérgico al principio activo o a cualquiera de los demás componentes de este medicamento (incluidos en la sección 6).
 
Tenga especial cuidado con Alvesco
 

     Antes de iniciar el tratamiento con este medicamento, informe a su médico si:

Recibi√≥ √≥ est√° recibiendo alg√ļn tratamiento frente a la tuberculosis pulmonar e infecciones f√ļngicas, v√≠ricas o bacterianas.
 
Consulte a su médico, si tiene dudas. Es importante asegurarse de que Alvesco es el medicamento adecuado para usted.
 
Durante el tratamiento con Alvesco, acuda inmediatamente a su médico si:

comienza a tener dificultad para respirar y empeoran algunos de sus síntomas: tos, asfixia, sibilancia, opresión en el pecho, ruidos (roncus) u otros síntomas de constricción de las vías aéreas. (Debe usar su inhalador de rescate, lo que normalmente le producirá una rápida mejoría).
si se despierta por la noche con los síntomas.
si no mejora a pesar de usar el inhalador de rescate.

Su médico decidirá sobre la continuación con el tratamiento.
 
Grupos especiales de pacientes
Pacientes con asma grave tienen el riesgo de sufrir crisis asmáticas. Para estos pacientes, el médico controlará regularmente el asma, e incluso realizará una prueba de la función pulmonar.
 
Pacientes que estén tomando corticosteroides en comprimidos:
Alvesco puede usarse para sustituir a los corticosteroides en comprimidos o para reducir el n√ļmero de tomas de los mismos. Siga con atenci√≥n las indicaciones de su m√©dico.

Esta situación se podrá realizar tras aproximadamente 1 semana después de iniciar las inhalaciones con Alvesco.
El n√ļmero de comprimidos se ir√°n reduciendo con precauci√≥n durante un periodo de tiempo.
Durante este periodo, puede que a veces sufra una sensación general de malestar.
Aun as√≠ es conveniente que siga inhalando Alvesco y reduciendo progresivamente el n√ļmero de comprimidos.
Si sufre síntomas graves como náuseas, vómitos, diarrea o fiebre, acuda a su médico.
Este proceso puede dar lugar a reacciones alérgicas menores como rinitis (inflamación la nariz) o eccema (picor y enrojecimiento de la piel).
Si ha cambiado el tratamiento de comprimidos, seguirá expuesto durante un tiempo al riesgo de sufrir insuficiencia suprarrenal. Dicho riesgo está relacionado con la ingesta de corticosteroides en comprimidos. Los síntomas de la insuficiencia suprarrenal (mareo, desmayo, náusea, pérdida del apetito, cambios de humor, caída del vello corporal, incapacidad de superar situaciones de estrés, debilidad, dolores de cabeza, problemas de memoria, alergias, ansiedad por comer y trastornos de la glucosa en sangre) pueden persistir durante un tiempo.
Puede tener que acudir a un especialista para que le determine el grado de reducción de la función suprarrenal.
Su médico además realizará controles periódicos de la función suprarrenal.
Durante los periodos de estr√©s, por ejemplo, intervenciones quir√ļrgicas o empeoramientos de las crisis asm√°ticas, es probable que necesite tomar alg√ļn corticosteroide en comprimidos adicional. De ser as√≠, debe portar una tarjeta identificativa que indique dicha ingesta.

 
Pacientes con trastornos hep√°ticos o renales
Si padece trastornos hep√°ticos o renales, no es necesario realizar el ajuste de dosis de ciclesonida.
Si sufre alg√ļn trastorno hep√°tico grave, su m√©dico le examinar√° con m√°s detenimiento para ver si existen efectos secundarios consecuencia de una alteraci√≥n en la producci√≥n normal de esteroides.
 
Ni√Īos menores de 12 a√Īos:
Este medicamento no est√° recomendado para ni√Īos menores de 12 a√Īos debido a la falta de informaci√≥n sobre sus posibles efectos secundarios.
 
Otros medicamentos y Alvesco
Informe a su m√©dico antes de usar Alvesco, si est√° recibiendo tratamiento contra una infecci√≥n f√ļngica o v√≠rica con medicamentos que contienen:

ketoconazol
itraconazol
ritonavir
nelfinavir

Estos compuestos pueden aumentar el efecto de Alvesco de forma que no se pueda evitar por completo la aparición de efectos secundarios.
 
Informe a su médico o farmacéutico si está utilizando o ha utilizado recientemente otros medicamentos, incluso los obtenidos sin receta.
 
Uso de Alvesco con los alimentos y bebidas
Alvesco se puede tomar con o sin bebida y comida.
 
Embarazo, lactancia y fertilidad
Informe a su médico si está embaraza, desea quedarse embarazada o está en periodo de lactancia:

Su médico le informará de los riesgos y beneficios de usar Alvesco, ya que no existen suficientes datos sobre los efectos de Alvesco en embarazadas.
Alvesco puede utilizarse durante el embarazo solo cuando los beneficios posibles para la madre superen los posibles riesgos para el feto. Si su médico decide que puede seguir usando Alvesco, debe utilizar la dosis mínima de ciclesonida con la que se mantenga el control del asma.
En ni√Īos de madres tratadas durante el embarazo con corticosteroides se comprobar√° detenidamente la funci√≥n suprarrenal.
Consulte a su médico si desea usar Alvesco durante la lactancia.
Se desconoce si la ciclesonida inhalada pasa a la leche materna.
El uso de Alvesco en mujeres en periodo de lactancia s√≥lo se considerar√° si los beneficios previstos para la madre superan los posibles riesgos para el ni√Īo.

Consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar cualquier medicamento.
 
Conducción y uso de máquinas
No se conocen efectos de Alvesco sobre la capacidad de conducir y utilizar m√°quinas
 

3. Cómo usar Alvesco

Siga exactamente las instrucciones de administración de Alvesco indicadas por su médico. Consulte a su medico o farmacéutico, si tiene dudas.
 

Si acaba de empezar a usar este medicamento en lugar o a la vez que corticosteroides en comprimidos, ver sección 2, Pacientes que estén tomando corticosteroides en comprimidos.

 
¬ŅCu√°nto Alvesco debo usar diariamente?
Su medico le habrá informado de la cantidad de medicamento que necesita usar diariamente. Dicha cantidad se establecerá en función de sus necesidades.
 

La dosis recomendada de Alvesco es 160 microgramos diarios en dosis √ļnica. Esta dosis alivia el asma en la mayor√≠a de los pacientes.

 

En algunos pacientes una reducci√≥n de la dosis a 80 microgramos diarios en una √ļnica dosis puede ser adecuada para mantener un control eficaz del asma.

 

En algunos pacientes con empeoramiento grave de los síntomas del asma puede ser necesario aumentar la dosis de Alvesco durante un breve periodo de tiempo. Esta dosis puede llegar hasta 640 microgramos diarios, divididos en dos dosis de 320 microgramos cada una, aunque no se dispone de datos que confirmen el efecto terapéutico adicional tras tres meses de tratamiento con esta dosis.

 
Si fuera necesario, su médico puede recetarle corticosteroides en comprimidos o, en el caso de que exista alguna infección, un antibiótico.

Su médico ajustará su dosis a la mínima necesaria para controlar el asma.
Debe comenzar a notar una mejora de los síntomas (silbido al respirar, opresión en el pecho y tos) en el plazo de 24 horas.

 
¬ŅCu√°ndo debo usar mi inhalador Alvesco?
En la mayor√≠a de los casos, por la ma√Īana o por la tarde, en una o dos inhalaciones una vez al d√≠a. Siga con mucha atenci√≥n las indicaciones de su m√©dico. Es importante que use Alvesco regularmente todos los d√≠as, incluso cuando se encuentre mejor.
 
Si nota que debe usar su inhalador de rescate más de dos o tres veces a la semana, debe acudir a su médico para que le revise su tratamiento.
 
¬ŅC√≥mo uso el inhalador Alvesco?
Es importante que un m√©dico, enfermero o farmac√©utico le ense√Īe en primer lugar c√≥mo usar correctamente el inhalador. Una buena t√©cnica garantizar√° que la cantidad de Alvesco que llega a sus pulmones sea la adecuada. Siga las instrucciones de este prospecto para recordar su uso.
 
Es conveniente practicar delante del espejo las dos primeras veces hasta estar seguro de que utiliza correctamente el inhalador de Alvesco. Debe asegurarse de que ninguna cantidad de medicamento se pierde por la parte superior o los laterales de la boca.
 
Si tiene un inhalador nuevo, o si no ha usado su inhalador durante una semana o m√°s, tiene que probarlo antes de su uso. Retire la tapa de la boquilla y, con el inhalador alejado, pulse tres veces el cartucho dentro del inhalador para realizar tres descargas al aire.
 
No es necesario agitar el inhalador de Alvesco antes de usarlo. El medicamento se encuentra en una solución adecuada  que garantiza la recepción de la dosis correcta con cada inhalación.
 
Durante la inhalación, puede permanecer sentado o de pie.
 
Siga con atención estas instrucciones y utilice las imágenes para guiarse.
 

Retire la tapa de la boquilla y compruebe la boquilla, por dentro y por fuera, para asegurarse de que est√° limpia y seca.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Sostenga el inhalador al revés (la base del cartucho hacia arriba) con el dedo índice en la base del cartucho y el pulgar debajo de la boquilla.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
3.              Expulse el aire de sus pulmones lo más que pueda. No expulse el aire dentro del  inhalador.
 
4.              Coloque la boquilla en su boca y cierre los labios firmemente alrededor de esta.
 

 
5.              Inmediatamente después de comenzar a aspirar por la boca, pulse con el dedo índice en la parte superior del inhalador para hacer una descarga mientras sigue aspirando lenta y profundamente. Tenga cuidado que en la descarga no se escape medicamento por la parte superior o laterales de la boca.
 

Contenga la respiraci√≥n, retire el inhalador de la boca y el dedo √≠ndice de la parte superior del inhalador. Contin√ļe aguantando la respiraci√≥n durante aproximadamente 10 segundos o hasta que empiece a sentirse inc√≥modo aguantando la respiraci√≥n. Espire lentamente por la boca, pero no expulse el aire dentro del inhalador.

 
Es conveniente no apresurarse en los pasos del 3 al 6
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
7.              Si se le ha indicado que realice otra descarga, espere aproximadamente medio minuto y repita los pasos del 3 al 6.
 
8.              Después de su uso, coloque siempre la tapa de la boquilla para evitar que entre polvo. Al taparlo bien se escuchará un chasquido, que indica que se ha cerrado correctamente.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
9.              Por motivos de higiene

Limpie semanalmente la boquilla con un pa√Īuelo seco por dentro y por fuera.
Use un pa√Īuelo seco y doblado, y limpie la parte frontal del peque√Īo orificio por el que sale el medicamento.
No utilice agua ni otros líquidos.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Una buena técnica garantizará que la cantidad de medicamento que llegue a sus pulmones sea la adecuada cada vez que utilice el inhalador. Su médico comprobará que utiliza una técnica adecuada de inhalación para asegurarse de que el tratamiento pueda tener su mayor efecto.
 
Cuando el cartucho esté completamente vacío, no se escuchará o sentirá la descarga del gas propulsor.
 
Si comienza a tener dificultades para respirar o siente una opresión en el pecho después de usar el inhalador Alvesco:

                  no realice más descargas.
                  use su inhalador de rescate para ayudarle a respirar.
                  informe inmediatamente a su médico.

 
Si tiene dificultades para usar el inhalador, su médico podrá recomendarle el uso de una cámara de inhalación. La cámara de inhalación compatible con el inhalador Alvesco se denomina AeroChamber Plus. Si utiliza el dispositivo AeroChamber Plus, siga sus instrucciones de uso. Su médico o farmacéutico podrá asesorarle sobre el uso de este dispositivo.
 
Si usa m√°s Alvesco del que debiera
Es importante que tome su dosis seg√ļn las indicaciones de su m√©dico. No debe aumentar o disminuir su dosis sin consultarlo con su m√©dico.
No es necesario aplicar ning√ļn tratamiento espec√≠fico en el caso de usar m√°s Alvesco del que debiera, aunque deber√° informar a su m√©dico. Si usa dosis elevadas durante largos periodos de tiempo, no podr√° descartarse la aparici√≥n de cierto grado de reducci√≥n de la funci√≥n suprarrenal y puede que sea necesario controlar la funci√≥n suprarrenal.
 
Si olvidó usar Alvesco
Si olvida usar el inhalador Alvesco, use la dosis habitual en la próxima toma. No realice una doble descarga de la dosis habitual.
 
Si interrumpe el tratamiento con Alvesco
Aunque se sienta mejor no debe dejar de usar su inhalador Alvesco.
 
Si deja de usar Alvesco, debe informar inmediatamente a su médico.
 
 

4. Posibles efectos adversos

Al igual que todos los medicamentos, Alvesco puede producir efectos adversos, aunque no todas las personas lo sufran.
 
Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.
 

     reacciones alérgicas graves como: hinchazón de los labios, lengua y garganta (pueden afectar a 1de cada 1.000 pacientes tratados)
     reacciones alérgicas: sarpullido en la piel, enrojecimiento, picor o ronchas tipo urticaria  (pueden afectar hasta a 1 a 1000 pacientes tratados 1 entre 100 pacientes)
     La tos o sonido sibilante, pueden empeorar tras una inhalación (pueden afectar a 1 de  cada 100 pacientes tratados)

 
El resto de efectos adversos observados con Alvesco son normalmente leves. En la mayoría de los casos se puede continuar con el tratamiento. Los efectos adversos que puede padecer son:
 
Efectos poco frecuentes (pueden afectar hasta a 1 de cada 100 pacientes tratados): 

ronquera,
ardor, inflamación, irritación de la boca o garganta
aftas bucales ( infecciones por hongos en la cavidad bucal)
dolor de cabeza
mal sabor de boca
sequedad de la boca o garganta
náuseas o vómitos

 
Efectos adversos raros (pueden afectar hasta a 1 de cada 10.000 pacientes tratados):

     sensación de latidos del corazón (palpitaciones)
     molestias o dolor en el abdomen.
     tensión arterial elevada

 
Efectos adversos de frecuencia no conocida, pero que también pueden ocurrir:
¬Ņ Trastornos del sue√Īo, depresi√≥n o sentirse preocupado, inquieto, nervioso, sobre-excitado o irritable. Estos efectos son m√°s probables en ni√Īos
 
Alvesco puede afectar a la producción normal de corticosteroides de su cuerpo. Esto normalmente se detecta en pacientes que toman dosis elevadas durante un largo periodo de tiempo. Entre estos efectos poco frecuentes se encuentran:
–¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† retraso en el crecimiento en adolescentes

pérdida de densidad ósea
posible opacidad del cristalino (cataratas) que causa una visión borrosa
pérdida de visión causada por una presión ocular excesivamente alta (glaucoma)
cara de luna llena, ganancia de peso en el tronco y adelgazamiento de brazos y piernas (cuadro cushingmoideo ó síndrome de Cushing).

El médico debe revisar regularmente la altura de los adolescentes tratados durante un largo periodo de tiempo. Si el ritmo de crecimiento baja, su médico le ajustará el tratamiento, si es posible a la dosis más baja capaz de mantener el control efectivo del asma.
 
 
Los corticosteroides en comprimidos pueden provocar más efectos adversos que los inhalados como Alvesco. Si ha tomado corticosteroides en comprimidos antes o durante el tratamiento con Alvesco, el riesgo de sufrir efectos adversos relacionados con la ingesta de este tipo de comprimidos puede persistir durante un tiempo. Si realiza revisiones regulares, su médico deberá comprobar si está tomando la dosis adecuada de Alvesco. En estas consultas se podrán identificar efectos adversos en fase temprana y reducir así las posibilidades de que se agraven.
 
 
Recuerde que:
Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.
Comunicación de efectos adversos
Si experimenta cualquier tipo de efecto adverso, consulte a su m√©dico, farmac√©utico o enfermero, incluso si se trata de posibles efectos adversos que no aparecen en este prospecto. Tambi√©n puede comunicarlos directamente a trav√©s del Sistema Espa√Īol de Farmacovigilancia de Medicamentos de Uso Humano: www.notificaRAM.es. Mediante la comunicaci√≥n de efectos adversos usted puede contribuir a proporcionar m√°s informaci√≥n sobre la seguridad de este medicamento.
 
 

5. Conservación de Alvesco

Mantener este medicamento fuera¬† de la vista y del alcance de los ni√Īos.
No utilice este medicamento despu√©s de la fecha de caducidad que aparece en el envase, despu√©s de CAD. La fecha de caducidad es el √ļltimo d√≠a del mes que se indica.
 
El envase contiene un l√≠quido a presi√≥n. No conservar a temperatura superior a 50¬†¬ļC.
No perfore, rompa o queme el envase ni siquiera cuando esté aparentemente vacío.
 
Al igual que todos los medicamentos para inhalar en envases a presi√≥n, el efecto terap√©utico de este medicamento puede disminuir si el envase est√° fr√≠o. No obstante, Alvesco libera una dosis constante en un rango de temperaturas comprendido entre 10 ¬ļC bajo cero y¬† 40 ¬ļC.
 
Si su medico decide interrumpir el tratamiento o si se agota el inhalador, devuélvalo al farmacéutico para que pueda eliminarlo de forma segura. Esto es importante porque pueden quedar restos de medicamento en el envase aunque parezca que está totalmente vacío. No perfore, rompa o queme el envase, ni siquiera cuando parezca que esté vacío.
 
Los medicamentos no se deben tirar por los desag√ľes ni a la basura. Deposite los envases y los medicamentos que no necesita en el Punto SIGRE de la farmacia. En caso de duda pregunte a su farmac√©utico c√≥mo deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma ayudar√° a proteger el medio ambiente.
 

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Información importante acerca de los comentariosLa finalidad de este sitio web es la de poner a disposición de todos los usuarios la consulta de los prospectos de los medicamentos y la de intercambiar experiencias, pero no es la de emitir dictámenes médicos, que deben ser realizados por profesionales de la salud. Es por ello que te recomendamos que hagas caso omiso a los posibles consejos médicos que puedas recibir de otros usuarios, ya que pueden inducir a la automedicación, con el peligro que eso conlleva, además de proceder generalmente de personal no calificado. En caso de tener una dolencia o una duda de carácter médico, acude a tu farmacéutico o a tu médico de cabecera.
Los moderadores se reservan el derecho de eliminar cualquier comentario que pueda ser ofensivo o que esté relacionado con la compraventa de medicamentos, así como cualquier otro que consideren inapropiado..

Comentarios

Envía tu comentario

Nombre

Correo electrónico

Comentario

Notificación de comentarios por correo:

NingunoSolamente respuestas a los míosTodos

Publicar comentario
Cancelar

‚ÜĎ Ir al principio

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Tabla de contenidos

1. Qué es alvesco y para qué se utiliza
2. Qué necesita saber antes de empezar a usar alvesco
3. Cómo usar alvesco
4. Posibles efectos adversos
5. Conservación de alvesco

Fuente del texto y de las im√°genes: Agencia Espa√Īola de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS)

Prospecto: información para el usuario
 
Alvesco 160 microgramos/inhalación, solución para inhalación en envase a presión
 
Ciclesonida
Lea todo el prospecto detenidamente antes de empezar a usar el medicamento, porque contiene información importante para usted.
 

Conserve este prospecto, ya que puede tener que volver a leerlo.
Si tiene alguna duda, consulte a su médico o farmacéutico.
Este medicamento se le ha recetado solamente a usted y no debe dárselo a otras personas, aunque tengan los mismos síntomas, ya que puede perjudicarles.
Si experimenta efectos adversos, consulte a su médico, farmacéutico o enfermero, incluso si se trata de efectos adversos que no aparecen en este prospecto. Ver sección 4.
(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Contenido del prospecto
1.   Qué es Alvesco y para qué se utiliza
2.   Qué necesita saber antes de empezar a usar Alvesco
3.   Cómo usar Alvesco
4.   Posibles efectos adversos
5.   Conservación de Alvesco
6.   Contenido del envase e información adicional

1. Qué es Alvesco y para qué se utiliza

¬ŅQu√© es Alvesco?
Alvesco es un aerosol transparente e incoloro para ser inhalado por la boca hasta los pulmones. Es un medicamento preventivo (corticosteroide) que debe tomarse a diario y que sólo es activo cuando se inhala hasta los pulmones.
La sustancia activa en este medicamento es la Ciclesonida (Para consultar otros componentes ver sección 6).
 
¬ŅPara qu√© se utiliza Alvesco?
Este medicamento se prescribe para controlar el asma persistente en adultos y adolescentes de 12 a√Īos en adelante.
 
Le ayuda a respirar mejor, disminuyendo los síntomas del asma y la probabilidad de sufrir una crisis asmática. El efecto del medicamento se potencia con el tiempo y, por este motivo, debe tomarse a diario, incluso cuando se sienta bien.
 
Este medicamento no es adecuado para las crisis de asma. Utilice su inhalador de rescate para aliviar r√°pidamente estas crisis.
 

2. Qué necesita saber antes de empezar a usar Alvesco

No use Alvesco
si es alérgico al principio activo o a cualquiera de los demás componentes de este medicamento (incluidos en la sección 6).
 
Tenga especial cuidado con Alvesco
 

     Antes de iniciar el tratamiento con este medicamento, informe a su médico si:

Recibi√≥ √≥ est√° recibiendo alg√ļn tratamiento frente a la tuberculosis pulmonar e infecciones f√ļngicas, v√≠ricas o bacterianas.
 
Consulte a su médico, si tiene dudas. Es importante asegurarse de que Alvesco es el medicamento adecuado para usted.
 
Durante el tratamiento con Alvesco, acuda inmediatamente a su médico si:

comienza a tener dificultad para respirar y empeoran algunos de sus síntomas: tos, asfixia, sibilancia, opresión en el pecho, ruidos (roncus) u otros síntomas de constricción de las vías aéreas. (Debe usar su inhalador de rescate, lo que normalmente le producirá una rápida mejoría).
si se despierta por la noche con los síntomas.
si no mejora a pesar de usar el inhalador de rescate.

Su médico decidirá sobre la continuación con el tratamiento.
 
Grupos especiales de pacientes
Pacientes con asma grave tienen el riesgo de sufrir crisis asmáticas. Para estos pacientes, el médico controlará regularmente el asma, e incluso realizará una prueba de la función pulmonar.
 
Pacientes que estén tomando corticosteroides en comprimidos:
Alvesco puede usarse para sustituir a los corticosteroides en comprimidos o para reducir el n√ļmero de tomas de los mismos. Siga con atenci√≥n las indicaciones de su m√©dico.

Esta situación se podrá realizar tras aproximadamente 1 semana después de iniciar las inhalaciones con Alvesco.
El n√ļmero de comprimidos se ir√°n reduciendo con precauci√≥n durante un periodo de tiempo.
Durante este periodo, puede que a veces sufra una sensación general de malestar.
Aun as√≠ es conveniente que siga inhalando Alvesco y reduciendo progresivamente el n√ļmero de comprimidos.
Si sufre síntomas graves como náuseas, vómitos, diarrea o fiebre, acuda a su médico.
Este proceso puede dar lugar a reacciones alérgicas menores como rinitis (inflamación la nariz) o eccema (picor y enrojecimiento de la piel).
Si ha cambiado el tratamiento de comprimidos, seguirá expuesto durante un tiempo al riesgo de sufrir insuficiencia suprarrenal. Dicho riesgo está relacionado con la ingesta de corticosteroides en comprimidos. Los síntomas de la insuficiencia suprarrenal (mareo, desmayo, náusea, pérdida del apetito, cambios de humor, caída del vello corporal, incapacidad de superar situaciones de estrés, debilidad, dolores de cabeza, problemas de memoria, alergias, ansiedad por comer y trastornos de la glucosa en sangre) pueden persistir durante un tiempo.
Puede tener que acudir a un especialista para que le determine el grado de reducción de la función suprarrenal.
Su médico además realizará controles periódicos de la función suprarrenal.
Durante los periodos de estr√©s, por ejemplo, intervenciones quir√ļrgicas o empeoramientos de las crisis asm√°ticas, es probable que necesite tomar alg√ļn corticosteroide en comprimidos adicional. De ser as√≠, debe portar una tarjeta identificativa que indique dicha ingesta.

 
Pacientes con trastornos hep√°ticos o renales
Si padece trastornos hep√°ticos o renales, no es necesario realizar el ajuste de dosis de ciclesonida.
Si sufre alg√ļn trastorno hep√°tico grave, su m√©dico le examinar√° con m√°s detenimiento para ver si existen efectos secundarios consecuencia de una alteraci√≥n en la producci√≥n normal de esteroides.
 
Ni√Īos menores de 12 a√Īos:
Este medicamento no est√° recomendado para ni√Īos menores de 12 a√Īos debido a la falta de informaci√≥n sobre sus posibles efectos secundarios.
 
Otros medicamentos y Alvesco
Informe a su m√©dico antes de usar Alvesco, si est√° recibiendo tratamiento contra una infecci√≥n f√ļngica o v√≠rica con medicamentos que contienen:

ketoconazol
itraconazol
ritonavir
nelfinavir

Estos compuestos pueden aumentar el efecto de Alvesco de forma que no se pueda evitar por completo la aparición de efectos secundarios.
 
Informe a su médico o farmacéutico si está utilizando o ha utilizado recientemente otros medicamentos, incluso los obtenidos sin receta.
 
Uso de Alvesco con los alimentos y bebidas
Alvesco se puede tomar con o sin bebida y comida.
 
Embarazo, lactancia y fertilidad
Informe a su médico si está embaraza, desea quedarse embarazada o está en periodo de lactancia:

Su médico le informará de los riesgos y beneficios de usar Alvesco, ya que no existen suficientes datos sobre los efectos de Alvesco en embarazadas.
Alvesco puede utilizarse durante el embarazo solo cuando los beneficios posibles para la madre superen los posibles riesgos para el feto. Si su médico decide que puede seguir usando Alvesco, debe utilizar la dosis mínima de ciclesonida con la que se mantenga el control del asma.
En ni√Īos de madres tratadas durante el embarazo con corticosteroides se comprobar√° detenidamente la funci√≥n suprarrenal.
Consulte a su médico si desea usar Alvesco durante la lactancia.
Se desconoce si la ciclesonida inhalada pasa a la leche materna.
El uso de Alvesco en mujeres en periodo de lactancia s√≥lo se considerar√° si los beneficios previstos para la madre superan los posibles riesgos para el ni√Īo.

Consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar cualquier medicamento.
 
Conducción y uso de máquinas
No se conocen efectos de Alvesco sobre la capacidad de conducir y utilizar m√°quinas
 

3. Cómo usar Alvesco

Siga exactamente las instrucciones de administración de Alvesco indicadas por su médico. Consulte a su medico o farmacéutico, si tiene dudas.
 

Si acaba de empezar a usar este medicamento en lugar o a la vez que corticosteroides en comprimidos, ver sección 2, Pacientes que estén tomando corticosteroides en comprimidos.

 
¬ŅCu√°nto Alvesco debo usar diariamente?
Su medico le habrá informado de la cantidad de medicamento que necesita usar diariamente. Dicha cantidad se establecerá en función de sus necesidades.
 

La dosis recomendada de Alvesco es 160 microgramos diarios en dosis √ļnica. Esta dosis alivia el asma en la mayor√≠a de los pacientes.

 

En algunos pacientes una reducci√≥n de la dosis a 80 microgramos diarios en una √ļnica dosis puede ser adecuada para mantener un control eficaz del asma.

 

En algunos pacientes con empeoramiento grave de los síntomas del asma puede ser necesario aumentar la dosis de Alvesco durante un breve periodo de tiempo. Esta dosis puede llegar hasta 640 microgramos diarios, divididos en dos dosis de 320 microgramos cada una, aunque no se dispone de datos que confirmen el efecto terapéutico adicional tras tres meses de tratamiento con esta dosis.

 
Si fuera necesario, su médico puede recetarle corticosteroides en comprimidos o, en el caso de que exista alguna infección, un antibiótico.

Su médico ajustará su dosis a la mínima necesaria para controlar el asma.
Debe comenzar a notar una mejora de los síntomas (silbido al respirar, opresión en el pecho y tos) en el plazo de 24 horas.

 
¬ŅCu√°ndo debo usar mi inhalador Alvesco?
En la mayor√≠a de los casos, por la ma√Īana o por la tarde, en una o dos inhalaciones una vez al d√≠a. Siga con mucha atenci√≥n las indicaciones de su m√©dico. Es importante que use Alvesco regularmente todos los d√≠as, incluso cuando se encuentre mejor.
 
Si nota que debe usar su inhalador de rescate más de dos o tres veces a la semana, debe acudir a su médico para que le revise su tratamiento.
 
¬ŅC√≥mo uso el inhalador Alvesco?
Es importante que un m√©dico, enfermero o farmac√©utico le ense√Īe en primer lugar c√≥mo usar correctamente el inhalador. Una buena t√©cnica garantizar√° que la cantidad de Alvesco que llega a sus pulmones sea la adecuada. Siga las instrucciones de este prospecto para recordar su uso.
 
Es conveniente practicar delante del espejo las dos primeras veces hasta estar seguro de que utiliza correctamente el inhalador de Alvesco. Debe asegurarse de que ninguna cantidad de medicamento se pierde por la parte superior o los laterales de la boca.
 
Si tiene un inhalador nuevo, o si no ha usado su inhalador durante una semana o m√°s, tiene que probarlo antes de su uso. Retire la tapa de la boquilla y, con el inhalador alejado, pulse tres veces el cartucho dentro del inhalador para realizar tres descargas al aire.
 
No es necesario agitar el inhalador de Alvesco antes de usarlo. El medicamento se encuentra en una solución adecuada  que garantiza la recepción de la dosis correcta con cada inhalación.
 
Durante la inhalación, puede permanecer sentado o de pie.
 
Siga con atención estas instrucciones y utilice las imágenes para guiarse.
 

Retire la tapa de la boquilla y compruebe la boquilla, por dentro y por fuera, para asegurarse de que est√° limpia y seca.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Sostenga el inhalador al revés (la base del cartucho hacia arriba) con el dedo índice en la base del cartucho y el pulgar debajo de la boquilla.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
3.              Expulse el aire de sus pulmones lo más que pueda. No expulse el aire dentro del  inhalador.
 
4.              Coloque la boquilla en su boca y cierre los labios firmemente alrededor de esta.
 

 
5.              Inmediatamente después de comenzar a aspirar por la boca, pulse con el dedo índice en la parte superior del inhalador para hacer una descarga mientras sigue aspirando lenta y profundamente. Tenga cuidado que en la descarga no se escape medicamento por la parte superior o laterales de la boca.
 

Contenga la respiraci√≥n, retire el inhalador de la boca y el dedo √≠ndice de la parte superior del inhalador. Contin√ļe aguantando la respiraci√≥n durante aproximadamente 10 segundos o hasta que empiece a sentirse inc√≥modo aguantando la respiraci√≥n. Espire lentamente por la boca, pero no expulse el aire dentro del inhalador.

 
Es conveniente no apresurarse en los pasos del 3 al 6
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
7.              Si se le ha indicado que realice otra descarga, espere aproximadamente medio minuto y repita los pasos del 3 al 6.
 
8.              Después de su uso, coloque siempre la tapa de la boquilla para evitar que entre polvo. Al taparlo bien se escuchará un chasquido, que indica que se ha cerrado correctamente.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
9.              Por motivos de higiene

Limpie semanalmente la boquilla con un pa√Īuelo seco por dentro y por fuera.
Use un pa√Īuelo seco y doblado, y limpie la parte frontal del peque√Īo orificio por el que sale el medicamento.
No utilice agua ni otros líquidos.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Una buena técnica garantizará que la cantidad de medicamento que llegue a sus pulmones sea la adecuada cada vez que utilice el inhalador. Su médico comprobará que utiliza una técnica adecuada de inhalación para asegurarse de que el tratamiento pueda tener su mayor efecto.
 
Cuando el cartucho esté completamente vacío, no se escuchará o sentirá la descarga del gas propulsor.
 
Si comienza a tener dificultades para respirar o siente una opresión en el pecho después de usar el inhalador Alvesco:

                  no realice más descargas.
                  use su inhalador de rescate para ayudarle a respirar.
                  informe inmediatamente a su médico.

 
Si tiene dificultades para usar el inhalador, su médico podrá recomendarle el uso de una cámara de inhalación. La cámara de inhalación compatible con el inhalador Alvesco se denomina AeroChamber Plus. Si utiliza el dispositivo AeroChamber Plus, siga sus instrucciones de uso. Su médico o farmacéutico podrá asesorarle sobre el uso de este dispositivo.
 
Si usa m√°s Alvesco del que debiera
Es importante que tome su dosis seg√ļn las indicaciones de su m√©dico. No debe aumentar o disminuir su dosis sin consultarlo con su m√©dico.
No es necesario aplicar ning√ļn tratamiento espec√≠fico en el caso de usar m√°s Alvesco del que debiera, aunque deber√° informar a su m√©dico. Si usa dosis elevadas durante largos periodos de tiempo, no podr√° descartarse la aparici√≥n de cierto grado de reducci√≥n de la funci√≥n suprarrenal y puede que sea necesario controlar la funci√≥n suprarrenal.
 
Si olvidó usar Alvesco
Si olvida usar el inhalador Alvesco, use la dosis habitual en la próxima toma. No realice una doble descarga de la dosis habitual.
 
Si interrumpe el tratamiento con Alvesco
Aunque se sienta mejor no debe dejar de usar su inhalador Alvesco.
 
Si deja de usar Alvesco, debe informar inmediatamente a su médico.
 
 

4. Posibles efectos adversos

Al igual que todos los medicamentos, Alvesco puede producir efectos adversos, aunque no todas las personas lo sufran.
 
Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.
 

     reacciones alérgicas graves como: hinchazón de los labios, lengua y garganta (pueden afectar a 1de cada 1.000 pacientes tratados)
     reacciones alérgicas: sarpullido en la piel, enrojecimiento, picor o ronchas tipo urticaria  (pueden afectar hasta a 1 a 1000 pacientes tratados 1 entre 100 pacientes)
     La tos o sonido sibilante, pueden empeorar tras una inhalación (pueden afectar a 1 de  cada 100 pacientes tratados)

 
El resto de efectos adversos observados con Alvesco son normalmente leves. En la mayoría de los casos se puede continuar con el tratamiento. Los efectos adversos que puede padecer son:
 
Efectos poco frecuentes (pueden afectar hasta a 1 de cada 100 pacientes tratados): 

ronquera,
ardor, inflamación, irritación de la boca o garganta
aftas bucales ( infecciones por hongos en la cavidad bucal)
dolor de cabeza
mal sabor de boca
sequedad de la boca o garganta
náuseas o vómitos

 
Efectos adversos raros (pueden afectar hasta a 1 de cada 10.000 pacientes tratados):

     sensación de latidos del corazón (palpitaciones)
     molestias o dolor en el abdomen.
     tensión arterial elevada

 
Efectos adversos de frecuencia no conocida, pero que también pueden ocurrir:
¬Ņ Trastornos del sue√Īo, depresi√≥n o sentirse preocupado, inquieto, nervioso, sobre-excitado o irritable. Estos efectos son m√°s probables en ni√Īos
 
Alvesco puede afectar a la producción normal de corticosteroides de su cuerpo. Esto normalmente se detecta en pacientes que toman dosis elevadas durante un largo periodo de tiempo. Entre estos efectos poco frecuentes se encuentran:
–¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† retraso en el crecimiento en adolescentes

pérdida de densidad ósea
posible opacidad del cristalino (cataratas) que causa una visión borrosa
pérdida de visión causada por una presión ocular excesivamente alta (glaucoma)
cara de luna llena, ganancia de peso en el tronco y adelgazamiento de brazos y piernas (cuadro cushingmoideo ó síndrome de Cushing).

El médico debe revisar regularmente la altura de los adolescentes tratados durante un largo periodo de tiempo. Si el ritmo de crecimiento baja, su médico le ajustará el tratamiento, si es posible a la dosis más baja capaz de mantener el control efectivo del asma.
 
 
Los corticosteroides en comprimidos pueden provocar más efectos adversos que los inhalados como Alvesco. Si ha tomado corticosteroides en comprimidos antes o durante el tratamiento con Alvesco, el riesgo de sufrir efectos adversos relacionados con la ingesta de este tipo de comprimidos puede persistir durante un tiempo. Si realiza revisiones regulares, su médico deberá comprobar si está tomando la dosis adecuada de Alvesco. En estas consultas se podrán identificar efectos adversos en fase temprana y reducir así las posibilidades de que se agraven.
 
 
Recuerde que:
Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave o si aprecia cualquier efecto adverso no mencionado en este prospecto, informe a su médico o farmacéutico.
Comunicación de efectos adversos
Si experimenta cualquier tipo de efecto adverso, consulte a su m√©dico, farmac√©utico o enfermero, incluso si se trata de posibles efectos adversos que no aparecen en este prospecto. Tambi√©n puede comunicarlos directamente a trav√©s del Sistema Espa√Īol de Farmacovigilancia de Medicamentos de Uso Humano: www.notificaRAM.es. Mediante la comunicaci√≥n de efectos adversos usted puede contribuir a proporcionar m√°s informaci√≥n sobre la seguridad de este medicamento.
 
 

5. Conservación de Alvesco

Mantener este medicamento fuera¬† de la vista y del alcance de los ni√Īos.
No utilice este medicamento despu√©s de la fecha de caducidad que aparece en el envase, despu√©s de CAD. La fecha de caducidad es el √ļltimo d√≠a del mes que se indica.
 
El envase contiene un l√≠quido a presi√≥n. No conservar a temperatura superior a 50¬†¬ļC.
No perfore, rompa o queme el envase ni siquiera cuando esté aparentemente vacío.
 
Al igual que todos los medicamentos para inhalar en envases a presi√≥n, el efecto terap√©utico de este medicamento puede disminuir si el envase est√° fr√≠o. No obstante, Alvesco libera una dosis constante en un rango de temperaturas comprendido entre 10 ¬ļC bajo cero y¬† 40 ¬ļC.
 
Si su medico decide interrumpir el tratamiento o si se agota el inhalador, devuélvalo al farmacéutico para que pueda eliminarlo de forma segura. Esto es importante porque pueden quedar restos de medicamento en el envase aunque parezca que está totalmente vacío. No perfore, rompa o queme el envase, ni siquiera cuando parezca que esté vacío.
 
Los medicamentos no se deben tirar por los desag√ľes ni a la basura. Deposite los envases y los medicamentos que no necesita en el Punto SIGRE de la farmacia. En caso de duda pregunte a su farmac√©utico c√≥mo deshacerse de los envases y de los medicamentos que no necesita. De esta forma ayudar√° a proteger el medio ambiente.
 

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Deja un comentario